Productores de Amblayo piden alimento, tras los incendios


30 octubre, 2021


Los animales se quedaron sin pasto en medio de la etapa de las pariciones.

Tras el paso de del fuego por los cerros de Amblayo quedó la desolación. Los animales que se perdieron fueron pocos y de a poco los lugareños los van rejuntando. El desbande por las llamas fue terrible; aunque los peligros se mantienen latentes.

“Se quemaron unas 3 mil hectáreas”, dijo Ivana Zerpa que pertenece a una familia de pequeños productores ganaderos de la zona.

“Nosotros vemos que el fuego pasó y que se está dirigiendo por estos momentos hacia la serranía en dirección de La Viña. Pero acá quedó la desolación de los cerros negros, secos y sin pastos. Las familias recién están juntando los animales, y por lo visto no tenemos muchos fallecimientos; sí muchos lastimados. Entonces tenemos muchos animales, pero no tenemos qué darles de comer. Es por eso que recurrimos a la prensa para que informen a las autoridades del Gobierno provincial que nos hace falta de manera urgente el alimento para nuestros animalitos”, dijo Ivana.

Se trata de productores que tienen un promedio de 100 vacas. Son al menos 5 la lo que ses familias que tienen a sus cabezas en estado crítico. Lo mismo con las cabras. Ruegan que desde el Gobierno les manden alfa y maíz. En términos cuantitativos no es mucha cantidad, pero es significativo para el modo de producción que tienen. Se tiene que agregar que desde el verano pasado que no llueve y el fuego se llevó el poco pasto que había. Ya vienen con poca comida, la falta de lluvias de septiembre y octubre, más el fuego los dejaron a un movimiento del jaque mate.

“Ya vino el intendente (Raúl Vargas) a ver cómo estaba la situación. Sabe lo que necesitamos y ya se puso a disposición. Le agradecemos la predisposición y las soluciones rápidas que nos dio. Pero necesitamos también de Provincia”, imploró la productora.

Se sabe que los quesos de Amblayo tienen fama mundial, pero actualmente están en peligro. Las razones circulan en torno de que el fuego llegó justo en la época de las pariciones, que es precisamente cuando más deben comer los animales. Si la situación sigue así serán muchos los animales que se pierdan por falta de comida y en consecuencia no habrá leche para fabricar las reconocidos quesos.

“El único que trabajo que tenemos, es nuestra forma de vida y hoy todo eso corre peligro. Es por eso que pedimos, con carácter de urgente, que se declare como zona de emergencia y nos asistan con alimentos”, concluyó Ivana.


Fuente: El Tribuno Salta

Comentario

^